SatanArise en Facebook
Crítiques, reviews, novetats de metal, discos, crítica i tracklist - Satan Arise
Canal de Youtube de Satan Arise Satan Arise Twitter Satan Arise Facebook

Frozen Crown + Prima Nocte Rock en Femenino (Torredonjimeno)

Serious Black Acapulco (Gijón)

Bonded Utopía (Zaragoza)

Eternal Idol + Knights of Blood Silikona (Madrid)

SDI Forum Celticum (A Corunha)

Face the Maybe - The Wanderer (2016)

Face the Maybe - The Wanderer
Face the Maybe logo
España

The Wanderer

Progressive Metalcore
7hard
2016


Temas

01. 0.086
02. All That I See
03. Escape
04. The Island
05. Seth
06. Sunstrings
07. New Dawn
08. Danaides
09. Dagger
10. The Swan
11. Scales
12. The Wanderer

Formación

Guitarra: Eimel Nisrain Trejo
Voces: Tomás Cuñat López
Batería: Joan Carles Marí
Bajo y voces: Frederic Alexandre Torres
Samplers y Guitarra: Sebastian Budding

Crítica

Ha llovido ya desde que en el lejano 2011 un chico bastante joven, contactó conmigo para quedar y darme lo que era el disco debut de su banda y quería que lo escuchara a ver qué me parecía. Acepté, quedamos y me dio un CD con muy buena pinta en formato digipack y al llegar a casa y hacerlo sonar, flipé en colores. Un discazo, obra de musicazos se abría hueco con llamadas y peticiones, pero con un sonido y unas composiciones dignas de cualquier banda de gran discográfica dentro de un estilo de metal fresco, moderno y sobretodo muy técnico. Así conocí a Face the Maybe.

Estos chicos, amigos de la infancia entre ellos, naturales de Ibiza en su mayoría junto al virtuoso venezolano de las 6, 7 y 8 cuerdas, Eimel, han conjuntado una banda que sin duda merece que el mundo le eche un ojo.
Así, unos años más tarde, concretamente cinco, sale su segundo trabajo The Wanderer del que procederemos a hablar un poco.

Valga decir que lo esperaba con tantas ganas, que lo escuché esperando que me entrara fácil y rápido a la primera y tararear los temas rápidamente, pero es que una de las características de la banda precisamente es la complejidad técnica y el virtuosismo general y por lo tanto no nos encontramos ante temas fáciles, tontos y pegadizos, sino ante obras muy progresivas, muy técnicas y que consiguen desprender nuevos matices muchísimo tiempo después de una primera escucha, permitiendo que se aloje cada tema en tu cerebro con el paso del tiempo y enganchándote al álbum de manera incodicional si lo paladeas, lo mimas y lo disfrutas. Porque es un disco que ha conseguido superar al anterior, reto dificilísimo!

Abrimos con la introducción 0.086, oscura, melancólica y que desemboca en "All that I see", temazo de inicio donde observamos desde el principio uno de los cambios que más me ha sorprendido y es la producción y la voz de Tom. Una voz clara, va rasgándose y rompiéndose a la vez que se va recrudeciendo sobretodo el sonido de guitarras.
Nos encontramos ante un disco muy progresivo, de new metal que combina partes melódicas, con partes durísimas y diferentes registros a todos los niveles.

Muy pero que muy difícil intentar traducir en palabras este álbum. Me cuesta explicar qué tenemos delante por sus multiples estilos desgranados (melómanos todos sus componentes con influencias de lo más variopinto). Muy guitarrero, en esta ocasión Eimel, pone su virtuosismo al servicio del tema, sin destacar en exceso esta vez. Rotura central con un acompañamiento de voces espectacular y una batería zero plana que merece una atenta escucha a manos y pies del joven que me entregó el disco en mano en el 2011, y que ha resultado ser uno de los mejores baterías que he tenido ocasión de ver en vivo: Joan Carles Marí.

En esta ocasión, Face the Maybe ha obtado por incorporar a una segunda guitarra, también ibizenca en las manos de Sebastian Budding, quien también se encarga de los samplers. Un acierto puesto que permitirá a la banda desgranar de manera mucho más fiel el disco en vivo y les hará ganar en fuerza y contundencia.

"Escape" ya nos deja ese sonido muchísimo más grave y progresivo en las guitarras que se acoplan a la perfección con un rapidísimo y variado doble bombo de la batería. Sin duda una de los puntos fuertes de la banda es un bajo que actúa mucho más allá de base rítmica y relleno puro y de ello además de segundas voces se encarga Frederic.

Es imposible intentar describir cada tema de manera que te puedas hacer una idea, sin aburrirte en la lectura por su variación de pasajes. Así "The Island" es un poco más guitarrero en la onda de "All that I see", entendiendo por guitarrero, riffs menos imposibles y ritmos más llanos...o mejor dicho, menos complejos; aunque si escuchamos atentamente el riff/solo final, con perdón, se nos caen los cojones al suelo, con un rápido ensamblado e incluso un armónico suelto que deja la boca abierta. La voz de Tom ha subido muchos peldaños tanto en su faceta principal como en los coros y matices que obtiene de sus cuerdas vocales.

Larga duración de los temas para dar tiempo a que suceda de todo; en "Seth", uno de mis favoritos del álbum, guturales dominan el inicio junto a un riff esta vez si, imposible (grandísimo Eimel!). Cambios de ritmo y acople de todos los instrumentos, nos dejan uno de los estribillos más pegadizos de todo el álbum y un final de tema, que sabe combinar complejidad, melodía, fuerza, dureza, crudeza e incluso gancho! Una obra maestra, sin duda, sin nada que envidiar a esas bandas americanas de new metal o progresivas del más alto nivel, por poner un ejemplo Teramaze o Pagan's Mind.

Más de nueve minutos nos llenan "Sunstrings". El inicio más tranquilo y sencillo queda roto por un nuevo riff lleno de disonancias progresivas y unas guitarras de afinación grave, durísima. Me recuerdan en ese sentido a los franceses Adagio o a unos muy admirados por mi parte Divine Fire. Virtuosismo por doquier de forma tan elegante como dura y con un tema central pegadizo, que actúa de pegamento entre los diferentes pasajes y riff final que no deja de clavarse en la cabeza como afilada aguja punzante.

No olvidemos que aunque progresivo, hablamos de metal y del duro en todo momento, no de rock progresivo. Y eso se traduce en el sonido y la oscuridad que ofrece la banda. "New Dawn", un ejemplo de ello bien claro donde se destilan ligeras fragancias con esencia Symphony X.

"Danaides" es un tema que sin perder dureza y crudeza haría las veces, entre comillas, más que de balada, de tema lento y sentido. Manteniendo la huella de Face the Maybe, una bajada de revoluciones que permite respirar al disco y dejar una visión más tranquila de la banda, aunque sin perder en absoluto su impronta.

Si queremos virtuosismo a raudales, solo hay que dejar que empiece a sonar "Dagger" para ver de qué nivel estamos hablando y me refiero a todos los instrumentos, no solo a la guitarra del primer plano o también en "Scales". Aunque es el tema "The Swan" uno de los que realmente dejan muestra del variado hacer de estos músicos, contrastando con una carga de metal muy pesada y un tapping de bajo bastante interesante al final.

Aunque también me han maravillado con otro de los estribillos centrales más rompedores de todo el disco con el que puedes ver sobre estas lineas y que da nombre al trabajo: "The Wanderer". Tema de larga duración, que más vale que veas y te hagas la idea de lo mucho que aporta esta banda a la escena, con su contundencia y técnica, no solo interpretativa sino también compositiva.

Resumiendo, discazo que no puedes dejar pasar si te gusta disfrutar de una banda de calidad, con muchos matices y alta complejidad compositiva, a la vez que consigue meterte en su universo y no dejarte salir de él.

Víc Salda
23/05/2016

21/05/2020
Lady Morte
15/05/2020
Susan Power
30/04/2020
Elisa C. Martín
24/04/2020
Marta Sacri
16/04/2020
Queenie (María)
20/03/2020
Paty Delas
13/03/2020
Beka Biosques
20/02/2020
Elena Aznar
14/02/2020
Laura Moral
07/02/2020
Anna Vidal



Inicio Noticias Críticas Conciertos Crónicas Entrevistas Satan Arise
Licencia Creative Commons
Satan Arise por www.satanarise.com se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported.